/ viernes 19 de mayo de 2023

Otorgan a Harrison Ford Palma de Oro en Cannes

El actor de 80 años se despidió entre lágrimas de Indiana Jones, su icónico personaje, en una jornada que le brindó un premio sorpresa 

CANNES. ¡Por Dios! Es bien sabido que en Cannes se trata de una locura de trabajo entre proyecciones, artículos a redactar, conferencias de prensa, encuentros de trabajo… El menú de cada año… Pero de veras que a veces esto sobrepasa el límite, como este jueves por ejemplo. Entre un largo documental chino en competencia hasta el mega estreno de la nueva entrega de Indiana Jones, y por medio dos producciones latinoamericanas y una película estadounidense más, ésta en competencia, resultó ser una explosiva mezcla que puso en prueba los límites de uno.

Empezando por el más inocuo pero a la vez importante para la imagen del certamen, por lo menos la que se propone su delegado Thierry Fremaux tratando de reunir en la alfombra roja la crema y nata del estrellato mundial de cine.

Puede interesarte: Infelices para siempre, la cinta más vista del primer cuatrimestre del año: Canacine

Nos tocó por un lado Sean Penn y por otro Harrison Ford. Se puede con razón suponer que la única razón por la que la producción estadounidense Moscas negras, dirigida por el francés Jean-Stephane Sauvaire fue incluida en el último momento en la sección competitiva fue sólo para asegurar la presencia aquí de su protagonista Sean Penn. Pasamos bajo piadoso silencio todo comentario respecto a la calidad del filme.

En cuanto a Ford, la veterana estrella de nada menos que ochenta años, acudió para defender la última entrega de la saga de Indiana Jones, Indiana Jones y el cuadrante del destino, dirigida por James Mangold y con Steven Spielberg como productor ejecutivo. Acompañado por sus co-protagonistas, Antonio Banderas y Mads Mikkelsen, Harison atravesó la alfombra roja flanqueado por los gritos de histéricos de los fans y entró en la icónica sala Luis Lumiere donde antes y después del estreno mundial de la película tuvo una recepción apoteósica.

En un acto de sorpresa Thierry Fremaux entregó a Ford una Palma de Oro honoraria mientras que el actor en un emocionante discurso anunció que esta es la última vez que interpreta al personaje.

Hasta aquí respecto al gran espectáculo, parte integral del primer y más importante certamen mundial de cine.

El día empezó temprano con la noticia del último descalabro del sistema de boletería en línea que además de provocar la ira de los participantes en el Marcado de Cine, dejo anoche fuera de la sala un gran número de público que teniendo boleto acudió al estreno del mediometraje de Almodóvar. ¿Sería sobreventa o falla del sistema? No hubo explicación aparte de que el festival trata de organizar una función adicional.

Foto: EFE

La segunda película en competencia del día fue Juventud, el documental de nada menos que tres horas y media de duración dirigido por el renombrado documentalista chino Wang Bing sobre la vida de jóvenes que acuden desde sus provincias para trabajar en las maquiladoras de textiles en la ciudad de Zhili, cercana a Shanghai. La presentación de las condiciones de vida -hacinamiento en los dormitorios, bajos salarios- son detallados en una duración que bien podría ser más corta. El contenido crítico testimonial no debe ser del agrado de las autoridades chinas, aunque los rumores positivos que precedían su estreno no resultaron de todo justificados.

Me temo que otro tanto se podría decir de dos producciones latinoamericanas que seleccionadas en secciones oficiales eran esperadas con mucho interés.

La argentina Los delincuentes de Rodrigo Moreno, aunque se basa en una idea prometedora -la relación entre un estafador empleado de banco y de un colega a quien confía el botín de un robo para que lo cuide-, se cae rápidamente tanto en el contenido como respecto a la dirección. Parecería a una película thriller estilo Netflix.

Por su lado, el mexicano Amat Escalante regresó a Cannes por tercera vez siendo la última en 2013 con Heli, por la que ganó el premio al mejor director.

Su actual entrega, Perdidos en la noche, una producción de Nicolás Celis (el productor de Roma de Alfonso Cuarón y de las multipremiadas películas de Tatiana Huezo) para Pimienta Films se sitúa de nuevo en el terreno bien constante en los seis filmes anteriores del realizador, aquel del enfrentamiento entre pobres y ricos, policías corruptos, cuarteles y campesinos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Me temo que aquí por primera vez Escalante parece no poder cumplir cabalmente con su propuesta de crítico de esta lucha social por falta de un guion consecuente y creíble. El esfuerzo de un joven campesino para esclarecer los motivos y condiciones del asesinato de su madre maestra y luchadora social, se ve paulatinamente rezagado conforme el personaje se involucra en una cuestionable relación con una pareja de ricos que finalmente se comprueba que fueron involucrados en la desaparición de su madre.

La falta de coherencia de los personajes y de la actitud del joven campesino minan el aporte y la propuesta de la película.

El estreno se desarrolló en la icónica sala Debussy, introducido por el delegado del festival Thierry Fremaux y ante un público generoso que aplaudió al final de la proyección.

CANNES. ¡Por Dios! Es bien sabido que en Cannes se trata de una locura de trabajo entre proyecciones, artículos a redactar, conferencias de prensa, encuentros de trabajo… El menú de cada año… Pero de veras que a veces esto sobrepasa el límite, como este jueves por ejemplo. Entre un largo documental chino en competencia hasta el mega estreno de la nueva entrega de Indiana Jones, y por medio dos producciones latinoamericanas y una película estadounidense más, ésta en competencia, resultó ser una explosiva mezcla que puso en prueba los límites de uno.

Empezando por el más inocuo pero a la vez importante para la imagen del certamen, por lo menos la que se propone su delegado Thierry Fremaux tratando de reunir en la alfombra roja la crema y nata del estrellato mundial de cine.

Puede interesarte: Infelices para siempre, la cinta más vista del primer cuatrimestre del año: Canacine

Nos tocó por un lado Sean Penn y por otro Harrison Ford. Se puede con razón suponer que la única razón por la que la producción estadounidense Moscas negras, dirigida por el francés Jean-Stephane Sauvaire fue incluida en el último momento en la sección competitiva fue sólo para asegurar la presencia aquí de su protagonista Sean Penn. Pasamos bajo piadoso silencio todo comentario respecto a la calidad del filme.

En cuanto a Ford, la veterana estrella de nada menos que ochenta años, acudió para defender la última entrega de la saga de Indiana Jones, Indiana Jones y el cuadrante del destino, dirigida por James Mangold y con Steven Spielberg como productor ejecutivo. Acompañado por sus co-protagonistas, Antonio Banderas y Mads Mikkelsen, Harison atravesó la alfombra roja flanqueado por los gritos de histéricos de los fans y entró en la icónica sala Luis Lumiere donde antes y después del estreno mundial de la película tuvo una recepción apoteósica.

En un acto de sorpresa Thierry Fremaux entregó a Ford una Palma de Oro honoraria mientras que el actor en un emocionante discurso anunció que esta es la última vez que interpreta al personaje.

Hasta aquí respecto al gran espectáculo, parte integral del primer y más importante certamen mundial de cine.

El día empezó temprano con la noticia del último descalabro del sistema de boletería en línea que además de provocar la ira de los participantes en el Marcado de Cine, dejo anoche fuera de la sala un gran número de público que teniendo boleto acudió al estreno del mediometraje de Almodóvar. ¿Sería sobreventa o falla del sistema? No hubo explicación aparte de que el festival trata de organizar una función adicional.

Foto: EFE

La segunda película en competencia del día fue Juventud, el documental de nada menos que tres horas y media de duración dirigido por el renombrado documentalista chino Wang Bing sobre la vida de jóvenes que acuden desde sus provincias para trabajar en las maquiladoras de textiles en la ciudad de Zhili, cercana a Shanghai. La presentación de las condiciones de vida -hacinamiento en los dormitorios, bajos salarios- son detallados en una duración que bien podría ser más corta. El contenido crítico testimonial no debe ser del agrado de las autoridades chinas, aunque los rumores positivos que precedían su estreno no resultaron de todo justificados.

Me temo que otro tanto se podría decir de dos producciones latinoamericanas que seleccionadas en secciones oficiales eran esperadas con mucho interés.

La argentina Los delincuentes de Rodrigo Moreno, aunque se basa en una idea prometedora -la relación entre un estafador empleado de banco y de un colega a quien confía el botín de un robo para que lo cuide-, se cae rápidamente tanto en el contenido como respecto a la dirección. Parecería a una película thriller estilo Netflix.

Por su lado, el mexicano Amat Escalante regresó a Cannes por tercera vez siendo la última en 2013 con Heli, por la que ganó el premio al mejor director.

Su actual entrega, Perdidos en la noche, una producción de Nicolás Celis (el productor de Roma de Alfonso Cuarón y de las multipremiadas películas de Tatiana Huezo) para Pimienta Films se sitúa de nuevo en el terreno bien constante en los seis filmes anteriores del realizador, aquel del enfrentamiento entre pobres y ricos, policías corruptos, cuarteles y campesinos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Me temo que aquí por primera vez Escalante parece no poder cumplir cabalmente con su propuesta de crítico de esta lucha social por falta de un guion consecuente y creíble. El esfuerzo de un joven campesino para esclarecer los motivos y condiciones del asesinato de su madre maestra y luchadora social, se ve paulatinamente rezagado conforme el personaje se involucra en una cuestionable relación con una pareja de ricos que finalmente se comprueba que fueron involucrados en la desaparición de su madre.

La falta de coherencia de los personajes y de la actitud del joven campesino minan el aporte y la propuesta de la película.

El estreno se desarrolló en la icónica sala Debussy, introducido por el delegado del festival Thierry Fremaux y ante un público generoso que aplaudió al final de la proyección.

Doble Vía

¿Cómo celebran los papás su día en Cuernavaca?

Generalmente, los papás buscan compartir este momento con sus hijos, ya sea en comidas o paseando por las calles del centro de Cuernavaca

Local

Día del padre: Con comida y música celebran a papás en los panteones

Flores, comida y música: Tradiciones para honrar a los padres fallecidos en panteones de Cuernavaca

Local

'Mercadito Comunitario' por el Día del Padre en Cuernavaca

En el Museo Morelense de Arte Contemporáneo Juan Soriano se realizará el "Mercadito Comunitario", donde podrás encontrar obsequios para el Día del Padre

Doble Vía

Día del Padre en Morelos: Datos sobre la paternidad que debes conocer

El Día del Padre se convierte en un buen pretexto para reconocer la labor que los hombres jefes de familia realizan en los hogares

Cultura

Pactú es reconocido a través de un mural de Wisart en el Centro de Cuernavaca

Con este homenaje, Wisart busca reconocer la labor de los artistas callejeros y dar valor al arte urbano

Doble Vía

Cinco ideas de regalos para el Día del Padre 2024

Este Día del Padre, sorprende a papá con un regalo pensado especialmente para él y disfruta de un momento especial en familia