/ martes 14 de marzo de 2023

Donde los godínez se iban a chelear y bailar

El Nacho's Bar era un tipo botanera frecuentado por oficinistas, quienes ahí se despejaban del trabajo

Hace más de 15 años había un lugar en Cuernavaca donde todo godín fiestero iba a relajarse después de una semana de intenso trabajo.

Se trata de Nacho's Bar, que se ubicaba en Las Palmas, en pleno centro de la capital morelense.

Te recomendamos: La Fragua: El icónico lugar de las yardas de cerveza

Luis de Alva fue uno de sus clientes frecuentes y nos cuenta que en ese establecimiento la música y los precios accesibles de los alimentos y bebidas lo hacían único y del gusto de todos, pero sobre todo de los oficinistas que disponían de poco tiempo para disfrutar su comida,

"Como este lugar ya no hay, ya no hubo; era perfecto porque era discreto, agradable y accesible. Siempre que caía la quincena se llenaba de clientes", narra.

Dice que la música que ahí sonaba era alegre, aunque tampoco podía faltar el momento para quienes sufrían mal de amores y entonces de las bocinan emanaban las canciones de Vicente Fernández, José Alfredo Jiménez y otros referentes del regional mexicano.

➡️ ¿Ya recibes las noticias en WhatsApp? ¡ES GRATIS!

Lo que más le gustaba a Luis era cuando llegaba un hombre a tocar el órgano y ambientaba el lugar: "Si era tu cumpleaños te cantaba Las Mañanitas y te complacía con algunas canciones".

Recuerda que el sazón en Nachos's Bar no era el más exquisito pero era aceptable y eso al final del día mantenía a sus clientes ahí porque el precio no era muy elevado. Había venta de hamburguesas, nachos, botanas y también uno que otro antojito mexicano.

"Era estilo botanera. Al centro de la mesa te ponían taquitos de papa y hasta caldito de pollo, pero era mucho más presentable y agradable que otros lugares, además era muy tranquilo", agrega.

Explica que era poco común ver a extranjeros porque generalmente se iban a La Fragua, que estaba a unos metros de ahí. Incluso recuerda que antes de que se llamara Nachos's Bar fue Pancho's Place, pero tras el cambio de dueño llegó un concepto mucho mejor que el anterior y con más "clase" y cervezas más frías, porque algo que caracterizaba a Nacho's era justamente eso.

Los clientes habituales, como ya se mencionó, eran los oficinistas del centro de la capital, por lo que era normal ver a varias personas con sus uniformes del trabajo tanto en la tarde como en la noche.

De Alva dice que incluso el lugar era muy romántico, aunque muchos pensaban que por ser un estilo de cantina no se prestaba para el ligue; sin embargo, si eras buen bailarín y tenías suerte quizá alguien te podría aceptar el baile al ritmo de salsa, cumbia o una buena balada.

"Era un lugar al que no se iba a ligar, pero en algún punto el ambiente se prestaba y uno de joven se animaba, ya dependía de ellas si querían conocerme a mí o a mis amigos", bromea.

Luis era un cliente tan frecuente que los meseros ya sabían qué mesa quería y el color de su cerveza favorita, dice que siempre lo trataron bien y eso era parte también del éxito que tuvo el lugar.

Así luce el lugar que en otros tiempos albergó un sitio de esparcimiento, diversión y buenos momentos. / Agustín Espinoza | El Sol de Cuernavaca

Sin embargo, cuando llegó el momento del cierre uno de sus amigos de Nacho's le informó a Luis que pronto iban a cerrar, sin darle a conocer los detalles.

Actualmente la propiedad es un terreno baldío, vandalizado, con basura, neumáticos viejos y, de acuerdo con los vecinos, era común que los indigentes entraran a la propiedad para quedarse a dormir ahí.

Hace un par de años la fachada fue derrumbada y se le puso alambre de púas para evitar que la gente entrara al predio, pero no bastó porque aún se puede observar basura dentro de este lugar y se aprecia que hay huecos entre los alambres. Solo queda de pie la recepción de color amarillo en la que se encontraba el personal del valet parking.

De hecho, se han aprovechado de su ubicación para colgar lonas ofreciendo préstamos. También se puede observar que hay un letrero de "se renta".



Únete a nuestro canal de YouTube


Hace más de 15 años había un lugar en Cuernavaca donde todo godín fiestero iba a relajarse después de una semana de intenso trabajo.

Se trata de Nacho's Bar, que se ubicaba en Las Palmas, en pleno centro de la capital morelense.

Te recomendamos: La Fragua: El icónico lugar de las yardas de cerveza

Luis de Alva fue uno de sus clientes frecuentes y nos cuenta que en ese establecimiento la música y los precios accesibles de los alimentos y bebidas lo hacían único y del gusto de todos, pero sobre todo de los oficinistas que disponían de poco tiempo para disfrutar su comida,

"Como este lugar ya no hay, ya no hubo; era perfecto porque era discreto, agradable y accesible. Siempre que caía la quincena se llenaba de clientes", narra.

Dice que la música que ahí sonaba era alegre, aunque tampoco podía faltar el momento para quienes sufrían mal de amores y entonces de las bocinan emanaban las canciones de Vicente Fernández, José Alfredo Jiménez y otros referentes del regional mexicano.

➡️ ¿Ya recibes las noticias en WhatsApp? ¡ES GRATIS!

Lo que más le gustaba a Luis era cuando llegaba un hombre a tocar el órgano y ambientaba el lugar: "Si era tu cumpleaños te cantaba Las Mañanitas y te complacía con algunas canciones".

Recuerda que el sazón en Nachos's Bar no era el más exquisito pero era aceptable y eso al final del día mantenía a sus clientes ahí porque el precio no era muy elevado. Había venta de hamburguesas, nachos, botanas y también uno que otro antojito mexicano.

"Era estilo botanera. Al centro de la mesa te ponían taquitos de papa y hasta caldito de pollo, pero era mucho más presentable y agradable que otros lugares, además era muy tranquilo", agrega.

Explica que era poco común ver a extranjeros porque generalmente se iban a La Fragua, que estaba a unos metros de ahí. Incluso recuerda que antes de que se llamara Nachos's Bar fue Pancho's Place, pero tras el cambio de dueño llegó un concepto mucho mejor que el anterior y con más "clase" y cervezas más frías, porque algo que caracterizaba a Nacho's era justamente eso.

Los clientes habituales, como ya se mencionó, eran los oficinistas del centro de la capital, por lo que era normal ver a varias personas con sus uniformes del trabajo tanto en la tarde como en la noche.

De Alva dice que incluso el lugar era muy romántico, aunque muchos pensaban que por ser un estilo de cantina no se prestaba para el ligue; sin embargo, si eras buen bailarín y tenías suerte quizá alguien te podría aceptar el baile al ritmo de salsa, cumbia o una buena balada.

"Era un lugar al que no se iba a ligar, pero en algún punto el ambiente se prestaba y uno de joven se animaba, ya dependía de ellas si querían conocerme a mí o a mis amigos", bromea.

Luis era un cliente tan frecuente que los meseros ya sabían qué mesa quería y el color de su cerveza favorita, dice que siempre lo trataron bien y eso era parte también del éxito que tuvo el lugar.

Así luce el lugar que en otros tiempos albergó un sitio de esparcimiento, diversión y buenos momentos. / Agustín Espinoza | El Sol de Cuernavaca

Sin embargo, cuando llegó el momento del cierre uno de sus amigos de Nacho's le informó a Luis que pronto iban a cerrar, sin darle a conocer los detalles.

Actualmente la propiedad es un terreno baldío, vandalizado, con basura, neumáticos viejos y, de acuerdo con los vecinos, era común que los indigentes entraran a la propiedad para quedarse a dormir ahí.

Hace un par de años la fachada fue derrumbada y se le puso alambre de púas para evitar que la gente entrara al predio, pero no bastó porque aún se puede observar basura dentro de este lugar y se aprecia que hay huecos entre los alambres. Solo queda de pie la recepción de color amarillo en la que se encontraba el personal del valet parking.

De hecho, se han aprovechado de su ubicación para colgar lonas ofreciendo préstamos. También se puede observar que hay un letrero de "se renta".



Únete a nuestro canal de YouTube


Cultura

[Extranjeros en Morelos] Fragmentos de 'Los últimos días del presidente Madero'

El cubano Manuel Márquez Sterling llegó a México como embajador en 1913. Escribió "Los últimos días del presidente Madero", donde leemos estas líneas

Local

Torneo Internacional de Robótica reúne a más de 800 estudiantes

Más de 800 estudiantes de 14 estados de México exponen sus proyectos en el Torneo Internacional de Robótica

Cultura

¿Qué hacer en Morelos este fin de semana? ¡Checa esta cartelera!

Checa esta cartelera con eventos artísticos y culturales de este fin de semana en diversos recintos de Morelos

Local

El PRI debe entrar en una etapa de reflexión: Jonathan Márquez

El dirigente del partido tricolor aseguró que deberán reflexionar sobre lo que les hizo falta durante el proceso electoral para obtener más votos

Local

Que no se te pase: ¡Ya puedes renovar tu credencial de elector!

Después del proceso electoral, más de 31 mil 500 credenciales de elector perdieron vigencia. Si tu credencial ya perdió vigencia, puedes acudir a los módulos del INE a renovarla

Finanzas

Reactivación del aeropuerto podría dar impulso al turismo: hoteleros

El presidente de la Asociación de Hoteles en el estado ve con buenos ojos la posibilidad de que pronto puedan reactivarse los vuelos comerciales en la entidad