/ lunes 9 de diciembre de 2019

Morelos, semillero de campeones

El día de hoy, 9 de diciembre de 2019, se entregará el Premio Nacional de Ciencias, Arte y Literatura de este año. El Premio es un reconocimiento que entrega la Presidencia de la República a quienes, con su trabajo, han contribuido al progreso cultural, científico y tecnológico de México. Este premio fue entregado por primera vez en 1945 al escritor, poeta, diplomático y pensador Alfonso Reyes y desde entonces lo han recibido los personajes e instituciones más destacados de nuestro país.

Segundo a la Ciudad de México, con sus 20 millones de habitantes, el Estado de Morelos es la entidad federativa que más galardonados ha aportado acumulando 18 Premios de 1992 a la fecha incluyendo al único investigador en la historia que lo ha recibido dos veces, el Dr. Lourival Possani.

En esta ocasión es un gusto especial para mí presentarles a la ganadora única y absoluta del Premio en el área de Ciencias Físico-Matemáticas y Naturales 2019, la Dra. Esperanza Martínez Romero. Esperanza es una destacada investigadora en el área de la ecología microbiana. Fundadora a principios de los años 80 del Campus UNAM-Morelos en lo que es ahora el Centro de Ciencias Genómicas, su especialidad es la evolución y taxonomía de bacterias del suelo. En este campo sus aportaciones han sido revolucionarias, describiendo con una precisión y elegancia sin competencia cómo los microorganismos del suelo interactúan entre ellos y con las plantas acelerando su evolución en beneficio de procesos vitales para la supervivencia en el planeta tal como es la fijación de nitrógeno.

Más recientemente, ha incursionado en la interacción de las bacterias con los insectos develando un sofisticado y fascinante mundo que permite explicar la forma cómo estos organismos asociados pueden reaccionar de manera rápida y efectiva a los cambios en el planeta, incluyendo los inducidos por el hombre como es el cambio climático. Su artículo más citado fue publicado en 2006 y se titula precisamente Bacterias endófitas y sus interacciones con hospederos. Este y el resto de sus trabajos pueden ser consultados en el portal scholar.google.com.

Además de su trabajo científico, Esperanza ha sido una incansable formadora de generaciones de científicos, siempre dispuesta a incorporar jóvenes egresados de nuestras universidades para su entrenamiento a quienes acompaña personalmente en el proceso. Ha sido Presidente de la Sociedad Mexicana de Microbiología y asociada de la Academia de Ciencias de Morelos.

En otros estados se preguntan cómo competir con Morelos. La receta es muy sencilla. Lo primero es generar oportunidades laborales. Posteriormente se debe asegurar que los investigadores jóvenes puedan dedicar sus esfuerzos a proyectos relevantes que requieren muchos años para dar frutos y por lo tanto requerirán de financiamiento constante. Lo tercero es crear un ecosistema para que el conocimiento generado se enriquezca. Esperanza fue alumna de Premios Nacionales, colaboradora de Premios Nacionales y seguramente será maestra de futuros Premios Nacionales.

Morelos tiene todo eso. O por lo menos, lo ha tenido hasta la fecha. En cuanto a oportunidades laborales, en Morelos hace más de 15 años que no se instala ningún centro de investigación nuevo, estancando el número de plazas para jóvenes. De los dos que se dejó iniciada su instalación uno se canceló y el otro se encuentra suspendido indefinidamente. Los recursos escasean, estamos viviendo este año la más drástica reducción de recursos federales de la historia y la desaparición absoluta de recursos estatales resultando en que el 80% de los científicos morelenses no cuentan con presupuesto para sus investigaciones. Todo esto pone en riesgo no solamente la competitividad por futuros Premios Nacionales sino la viabilidad misma del Ecosistema Estatal de Ciencia, Tecnología e Innovación. Esta situación ha sido denunciada con anterioridad sin que ni el Gobierno del Estado ni el Congreso de Morelos hayan dado muestras de atención.


Información adicional de éste y otros temas de interés: http://reivindicandoapluton.blogspot.mx

El día de hoy, 9 de diciembre de 2019, se entregará el Premio Nacional de Ciencias, Arte y Literatura de este año. El Premio es un reconocimiento que entrega la Presidencia de la República a quienes, con su trabajo, han contribuido al progreso cultural, científico y tecnológico de México. Este premio fue entregado por primera vez en 1945 al escritor, poeta, diplomático y pensador Alfonso Reyes y desde entonces lo han recibido los personajes e instituciones más destacados de nuestro país.

Segundo a la Ciudad de México, con sus 20 millones de habitantes, el Estado de Morelos es la entidad federativa que más galardonados ha aportado acumulando 18 Premios de 1992 a la fecha incluyendo al único investigador en la historia que lo ha recibido dos veces, el Dr. Lourival Possani.

En esta ocasión es un gusto especial para mí presentarles a la ganadora única y absoluta del Premio en el área de Ciencias Físico-Matemáticas y Naturales 2019, la Dra. Esperanza Martínez Romero. Esperanza es una destacada investigadora en el área de la ecología microbiana. Fundadora a principios de los años 80 del Campus UNAM-Morelos en lo que es ahora el Centro de Ciencias Genómicas, su especialidad es la evolución y taxonomía de bacterias del suelo. En este campo sus aportaciones han sido revolucionarias, describiendo con una precisión y elegancia sin competencia cómo los microorganismos del suelo interactúan entre ellos y con las plantas acelerando su evolución en beneficio de procesos vitales para la supervivencia en el planeta tal como es la fijación de nitrógeno.

Más recientemente, ha incursionado en la interacción de las bacterias con los insectos develando un sofisticado y fascinante mundo que permite explicar la forma cómo estos organismos asociados pueden reaccionar de manera rápida y efectiva a los cambios en el planeta, incluyendo los inducidos por el hombre como es el cambio climático. Su artículo más citado fue publicado en 2006 y se titula precisamente Bacterias endófitas y sus interacciones con hospederos. Este y el resto de sus trabajos pueden ser consultados en el portal scholar.google.com.

Además de su trabajo científico, Esperanza ha sido una incansable formadora de generaciones de científicos, siempre dispuesta a incorporar jóvenes egresados de nuestras universidades para su entrenamiento a quienes acompaña personalmente en el proceso. Ha sido Presidente de la Sociedad Mexicana de Microbiología y asociada de la Academia de Ciencias de Morelos.

En otros estados se preguntan cómo competir con Morelos. La receta es muy sencilla. Lo primero es generar oportunidades laborales. Posteriormente se debe asegurar que los investigadores jóvenes puedan dedicar sus esfuerzos a proyectos relevantes que requieren muchos años para dar frutos y por lo tanto requerirán de financiamiento constante. Lo tercero es crear un ecosistema para que el conocimiento generado se enriquezca. Esperanza fue alumna de Premios Nacionales, colaboradora de Premios Nacionales y seguramente será maestra de futuros Premios Nacionales.

Morelos tiene todo eso. O por lo menos, lo ha tenido hasta la fecha. En cuanto a oportunidades laborales, en Morelos hace más de 15 años que no se instala ningún centro de investigación nuevo, estancando el número de plazas para jóvenes. De los dos que se dejó iniciada su instalación uno se canceló y el otro se encuentra suspendido indefinidamente. Los recursos escasean, estamos viviendo este año la más drástica reducción de recursos federales de la historia y la desaparición absoluta de recursos estatales resultando en que el 80% de los científicos morelenses no cuentan con presupuesto para sus investigaciones. Todo esto pone en riesgo no solamente la competitividad por futuros Premios Nacionales sino la viabilidad misma del Ecosistema Estatal de Ciencia, Tecnología e Innovación. Esta situación ha sido denunciada con anterioridad sin que ni el Gobierno del Estado ni el Congreso de Morelos hayan dado muestras de atención.


Información adicional de éste y otros temas de interés: http://reivindicandoapluton.blogspot.mx

ÚLTIMASCOLUMNAS
lunes 13 de enero de 2020

Morelos visto por los expertos

Brenda Valderrama

lunes 23 de diciembre de 2019

La gran carrera

Brenda Valderrama

lunes 16 de diciembre de 2019

Noticias de primera mano

Brenda Valderrama

lunes 09 de diciembre de 2019

Morelos, semillero de campeones

Brenda Valderrama

lunes 02 de diciembre de 2019

La historia sin fin

Brenda Valderrama

lunes 25 de noviembre de 2019

No es lo mismo leer que estudiar

Brenda Valderrama

martes 19 de noviembre de 2019

El enemigo público número uno

Brenda Valderrama

lunes 11 de noviembre de 2019

De la vista nace el amor

Brenda Valderrama

lunes 04 de noviembre de 2019

Divide y vencerás

Brenda Valderrama

lunes 28 de octubre de 2019

Hasta el infinito y más allá

Brenda Valderrama

Cargar Más