/ sábado 9 de enero de 2021

Comunidad otomí de CDMX respalda rechazo a la termoeléctrica

El grupo planea una nueva movilización en el municipio de Ayala, de Huexca a Tenextepango para el próximo 17 de enero

Integrantes de la comunidad otomí de la Ciudad de México, que desde hace tres meses mantienen tomadas las oficinas del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI) en exigencia de una vida digna y contra la gentrificación en la ciudad y su pueblo de origen, llegaron este sábado a la comunidad de Huexca, en el municipio de Yecapixtla, para sumarse a las protestas contra la operación de la termoeléctrica y el Proyecto Integral Morelos (PIM), que promueve la industrialización de la región Oriente del estado.

El autobús en el que viajaron cerca de cuarenta otomíes y simpatizantes del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) partió de las oficinas del INPI, ubicadas en la alcaldía Benito Juárez, y llegó por la mañana a la comunidad de Huexca. Ahí, el grupo se reunió con integrantes del movimiento Huexca en resistencia y de la Asamblea Permanente de los Pueblos de Morelos para llevar a cabo un mitin en rechazo a la decisión del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador de echar a andar la planta construida por la Comisión Federal de Electricidad.

Fotos | Emmanuel Ruiz

En la espera del mitin, algunos simpatizantes realizaron pintas fuera de la termoeléctrica.

“Estamos aquí, en la lucha, inconformes con la termoeléctrica, que es (un proyecto) de destrucción. Venimos a brindarles nuestro apoyo, no están solos ni solas, como ellos en su momento también lo han hecho con nosotros. Y desde allá, también, esperamos frenar este megaproyecto”, dijo Maricela Mejía, de la comunidad otomí.

En la Ciudad de México, la comunidad otomí tomó en octubre pasado las instalaciones del INPI para exigir una vida digna. Con los meses, los manifestantes han adaptado las oficinas de acuerdo con sus necesidades, llegando incluso a transformarlas en salones de clase para los niños. De acuerdo con Mejía, el gobierno federal ha ignorado las verdaderas necesidades de los indígenas de México y privilegiado la consolidación de megaproyectos como el Tren Maya y el PIM.

“Él ha dicho que ya cumplió, pero ¿con qué comunidades y con quiénes? Porque ni siquiera con la comunidad ha dado la cara”.

Además de las acciones realizadas este sábado, la oposición al PIM planea una nueva movilización para el próximo 17 de enero, una caravana que partirá de Huexca y llegará a Tenextepango, en el municipio de Ayala.

Integrantes de la comunidad otomí de la Ciudad de México, que desde hace tres meses mantienen tomadas las oficinas del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI) en exigencia de una vida digna y contra la gentrificación en la ciudad y su pueblo de origen, llegaron este sábado a la comunidad de Huexca, en el municipio de Yecapixtla, para sumarse a las protestas contra la operación de la termoeléctrica y el Proyecto Integral Morelos (PIM), que promueve la industrialización de la región Oriente del estado.

El autobús en el que viajaron cerca de cuarenta otomíes y simpatizantes del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) partió de las oficinas del INPI, ubicadas en la alcaldía Benito Juárez, y llegó por la mañana a la comunidad de Huexca. Ahí, el grupo se reunió con integrantes del movimiento Huexca en resistencia y de la Asamblea Permanente de los Pueblos de Morelos para llevar a cabo un mitin en rechazo a la decisión del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador de echar a andar la planta construida por la Comisión Federal de Electricidad.

Fotos | Emmanuel Ruiz

En la espera del mitin, algunos simpatizantes realizaron pintas fuera de la termoeléctrica.

“Estamos aquí, en la lucha, inconformes con la termoeléctrica, que es (un proyecto) de destrucción. Venimos a brindarles nuestro apoyo, no están solos ni solas, como ellos en su momento también lo han hecho con nosotros. Y desde allá, también, esperamos frenar este megaproyecto”, dijo Maricela Mejía, de la comunidad otomí.

En la Ciudad de México, la comunidad otomí tomó en octubre pasado las instalaciones del INPI para exigir una vida digna. Con los meses, los manifestantes han adaptado las oficinas de acuerdo con sus necesidades, llegando incluso a transformarlas en salones de clase para los niños. De acuerdo con Mejía, el gobierno federal ha ignorado las verdaderas necesidades de los indígenas de México y privilegiado la consolidación de megaproyectos como el Tren Maya y el PIM.

“Él ha dicho que ya cumplió, pero ¿con qué comunidades y con quiénes? Porque ni siquiera con la comunidad ha dado la cara”.

Además de las acciones realizadas este sábado, la oposición al PIM planea una nueva movilización para el próximo 17 de enero, una caravana que partirá de Huexca y llegará a Tenextepango, en el municipio de Ayala.

Seguridad

Detienen a uno de los presuntos asesinos del agente de la PIBA

La noche de este lunes fue detenido Maximiliano “N”, uno los presuntos asesinos del agente de la Policía Industrial, Bancaria y Auxiliar (PIBA), José Ernesto

Local

Uniformes neutros | "No hay motivo para estar en contra", dicen padres de familia

Pese a que el presidente de la Asociación de Padres de Familia asegura que el tema podría generar mayor acoso escolar, los padres y madres de familia aseguran que "es un tema oportuno"

Local

En México, la justicia es lenta, cara y elitista: Lenia Batres

Lenia Batres, ministra de la SCJN, afirmó que la reforma al Poder Judicial es la más importante del sexenio en materia de justica y la más importante en dos siglos

Local

Clima en Morelos: Días cálidos y noches lluviosas esta semana

Del 15 al 18 de julio el clima será cálido durante el día y continuarán las lluvias nocturnas en Morelos

Doble Vía

¡El Parque Barranca Chapultepec estará abierto también los lunes!

El Parque Estatal Urbano Barranca Chapultepec es el lugar perfecto para desconectar pasar un rato genial estas vacaciones

Deportes

En Cuernavaca organizan carrera atlética contra el dengue

La carrera atlética contra el dengue está abierta a la ciudadanía y se celebrará en el zócalo de Cuernavaca