/ lunes 21 de septiembre de 2020

Crean cubrebocas con orejeras para asistir a conciertos

Con este artefacto, los asistentes a los conciertos podrán percibir un sonido más cálido y nítido, asegura el inventor

El destacado director de orquesta húngaro, Iván Fischer, ha presentado una mascarilla contra el coronavirus con dos manos de plástico que se adosan a las orejas y que mejora la experiencia musical en un concierto.

La mascarilla presenta dos manos de tamaño natural hechas de plástico transparente que se colocan alrededor de las orejas y que sirven para mejorar la percepción del sonido, según explica el director de la Budapest Festival Orchestra (BFZ).

"La mascarilla he generado interés internacional desde Japón y China hasta países europeos y americanos como Estados Unidos y México", explicó la jefa de prensa de la BFZ, Adél Tossenberger.

Fischer, en un vídeo en el que presenta su invento, recuerda las ideas del compositor Wolfgang Amadeus Mozart de "que hay que convertir la necesidad en virtud. hora muchos usan mascarillas, algo que consideran como una necesidad, lo que a mismo tiempo ofrece una posibilidad de mejorar la acústica", explica el renombrado director de la BFZ.

Fischer recuerda que al poner las manos ahuecadas detrás de los oídos la música suena "más cálida y fuerte" y que por eso ha inventado "la mascarilla para mejorar la acústica". Las dos manos transparentes ofrecen un sonido "que será mucho más bello", mientras que la mascarilla cuenta con un diseño especial. Fischer expresa su esperanza de que muchos acudan a los conciertos en esas mascarillas para disfrutar "de una música más bella". Las mascarillas ya están a la venta en la oficina de la BFZ por un precio de 22 euros (unos 26 dólares).

"Hemos recibido un mensaje de una persona que consideró el invento una genialidad y opinó que Iván Fischer debería ser nominado al Premio Nobel", contó Tossenberger con humor.

La jefa de prensa agregó que hay gente que considera la mascarilla como un símbolo de la pandemia, mientras que otros la compran como un objeto de decoración.

"Un cliente que compró la mascarilla, ya hace tiempo que quería algo semejante, porque oye mal y siempre ponía sus manos detrás de sus oídos para disfrutar los conciertos", explicó.

La BFZ volvió a actuar para el público en septiembre tras una pausa de seis meses durante la pandemia.

Los asistentes a sus conciertos deben usar mascarillas durante los conciertos como medida de prevención.

El director es un decidido propagador del uso de las mascarillas y en otro vídeo llama la atención a que los espectadores solo podrán acudir a los conciertos de la BFZ sin síntomas, después de desinfectarse las manos al entrar en el edificio y con el uso adecuado de las mascarillas durante todo el recital.

"Los espectadores de la BFZ, que son gente muy inteligente, saben muy bien que las mascarillas que se usan debajo de la nariz no sirven para absolutamente nada", llama la atención, con un tinte de humor, a una de las costumbres erróneas más generales al uso de las mascarillas.

"Si alguien la usara por debajo de la nariz, le pediremos que la suba y si no lo hace, suspenderé el concierto. Seré muy severo", adelantó el artista




Te recomendamos el podcast ⬇️

Apple Podcasts

Google Podcasts

Spotify

Acast

Deezer



Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

El destacado director de orquesta húngaro, Iván Fischer, ha presentado una mascarilla contra el coronavirus con dos manos de plástico que se adosan a las orejas y que mejora la experiencia musical en un concierto.

La mascarilla presenta dos manos de tamaño natural hechas de plástico transparente que se colocan alrededor de las orejas y que sirven para mejorar la percepción del sonido, según explica el director de la Budapest Festival Orchestra (BFZ).

"La mascarilla he generado interés internacional desde Japón y China hasta países europeos y americanos como Estados Unidos y México", explicó la jefa de prensa de la BFZ, Adél Tossenberger.

Fischer, en un vídeo en el que presenta su invento, recuerda las ideas del compositor Wolfgang Amadeus Mozart de "que hay que convertir la necesidad en virtud. hora muchos usan mascarillas, algo que consideran como una necesidad, lo que a mismo tiempo ofrece una posibilidad de mejorar la acústica", explica el renombrado director de la BFZ.

Fischer recuerda que al poner las manos ahuecadas detrás de los oídos la música suena "más cálida y fuerte" y que por eso ha inventado "la mascarilla para mejorar la acústica". Las dos manos transparentes ofrecen un sonido "que será mucho más bello", mientras que la mascarilla cuenta con un diseño especial. Fischer expresa su esperanza de que muchos acudan a los conciertos en esas mascarillas para disfrutar "de una música más bella". Las mascarillas ya están a la venta en la oficina de la BFZ por un precio de 22 euros (unos 26 dólares).

"Hemos recibido un mensaje de una persona que consideró el invento una genialidad y opinó que Iván Fischer debería ser nominado al Premio Nobel", contó Tossenberger con humor.

La jefa de prensa agregó que hay gente que considera la mascarilla como un símbolo de la pandemia, mientras que otros la compran como un objeto de decoración.

"Un cliente que compró la mascarilla, ya hace tiempo que quería algo semejante, porque oye mal y siempre ponía sus manos detrás de sus oídos para disfrutar los conciertos", explicó.

La BFZ volvió a actuar para el público en septiembre tras una pausa de seis meses durante la pandemia.

Los asistentes a sus conciertos deben usar mascarillas durante los conciertos como medida de prevención.

El director es un decidido propagador del uso de las mascarillas y en otro vídeo llama la atención a que los espectadores solo podrán acudir a los conciertos de la BFZ sin síntomas, después de desinfectarse las manos al entrar en el edificio y con el uso adecuado de las mascarillas durante todo el recital.

"Los espectadores de la BFZ, que son gente muy inteligente, saben muy bien que las mascarillas que se usan debajo de la nariz no sirven para absolutamente nada", llama la atención, con un tinte de humor, a una de las costumbres erróneas más generales al uso de las mascarillas.

"Si alguien la usara por debajo de la nariz, le pediremos que la suba y si no lo hace, suspenderé el concierto. Seré muy severo", adelantó el artista




Te recomendamos el podcast ⬇️

Apple Podcasts

Google Podcasts

Spotify

Acast

Deezer



Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

Seguridad

Brigada de Búsqueda Localiza tres nuevas fosas en Mixtlalcingo

Suman doce fosas en total en los campos de Mixtlalcingo

Local

Aclara INE: No es ratificación, es revocación de mandato

La Constitución Política es clara y la figura de “ratificación” de mandato no existe, el mandatario federal solo puede ser revocado de su cargo

Local

¿En dónde se aplica la vacuna para rezagados?

La Jornada de Vacunación se realizará en Cuernavaca, Cuautla, Hueyapan, Emiliano Zapata y Puente de Ixtla del lunes 29 de noviembre al miércoles primero de diciembre

Finanzas

2.3 millones de mexicanos buscaron empleo en octubre: INE

El Instituto señaló que la tasa de desempleo se ubicó en 3.9%

Sociedad

AMLO descarta restricciones por la nueva variante Ómicron

El presidente López Obrador aseguró que "ante presencia de la cepa Omicron, no debemos espantarnos"

Futbol

Portugal detecta 13 casos de la variante Ómicron en equipo de fútbol de Lisboa

El partido comenzó con solo nueve jugadores del Belenenses en la cancha porque el resto se aisló

Mundo

[Podcast] Las claves del mundo | Robots asesinos, una amenaza más allá de la ciencia ficción

A medida que la tecnología militar avanza hacia una autonomía cada vez mayor, crece la preocupación sobre cómo pueden usar estas nuevas armas para revolucionar la guerra.

Finanzas

[Emprende y Emplea] La Navidad puede ser tu aliada al emprender

Durante esta época la gente invierte su dinero en detalles para su familia; aprovecha la oportunidad y mejora tus ingresos

Sociedad

Envenenan al Río Bravo con aguas negras

El derrame continuará hasta fin de año, cuando se reparen las tuberías, indicó El Paso Water, la empresa responsable del incidente