Daniel Martínez

  / viernes 30 de agosto de 2019

El factor Argüelles...

Inicia este fin de semana el segundo año de trabajos legislativos con un Congreso más fracturado que en el primer año, lo que ya es decir mucho.

La trama se ha engrosado con la entrada de un nuevo operador, Jorge Argüelles, quien desde que inició su gestión como presidente del PES advirtió que iría por tres legisladores más para convertir a su bancada en la primera minoría. Al momento parece muy cercano a su meta con la probable suma que se oficializaría el mismo domingo de José Casas y José Luis Galindo al grupo.

Faltaría un diputado que podría convencer en las próximas horas y los nombres que saltan a la mente de quienes están cerca del Legislativo son Rosalina Mazari y Marcos Zapotitla. La primera, priista de toda la vida, estuvo cerca de las negociaciones que no fructificaron para llevar, en 2018, a una alianza PRI-PES en la que se especulaba Cuauhtémoc Blanco sería candidato a gobernador y la líder ixtleca iría a la primera senaduría. La cercanía de Mazari con el gobierno estatal, supuesta o real, le ha significado pugnas constantes con el grupo opositor al gobierno de Blanco Bravo en el Legislativo. Mientras que los esfuerzos del Morenista Zapotitla por denunciar un presunto chantaje de su bancada al gobierno estatal lo colocan más cerca del PES que de sus correligionarios, por lo menos coyunturalmente.

Jorge Argüelles es un abogado cuya trayectoria política estuvo ligada al PRI de Manlio Fabio Beltrones, que de grupo poderoso en el tricolor pasó a una suerte de fantasma y provocó la fuga de algunos de sus cuadros a la alianza Juntos Haremos Historia. Parte de esa transmutación de cuadros fue el ahora diputado Argüelles que acabó en el Partido Encuentro Social y se convirtió pronto en personaje de confianza para el entonces candidato y hoy gobernador, Cuauhtémoc Blanco Bravo. Pocos veían la capacidad de operación política de Argüelles, empresario de la aviación y abogado más cercano al jet set tropicalón que al tejido de alianzas sucias en la política; probablemente ese factor, junto con la serie de cuentas pendientes entre congresistas, sea el que le ha permitido usar su poder de convicción, sea cual sea, para abrir la puerta a diputados inconformes con sus propias condiciones en el legislativo.

En las próximas horas será determinante la habilidad de otros operadores en el Congreso para buscar un nuevo equilibrio de fuerzas. Lo que hagan Tania Valentina Rodríguez, Javier García Chávez, Rabindranath Salazar, entre otros, resultará definitivo para ver cómo funcionará la cámara a partir del domingo y si Cuauhtémoc Blanco podrá tener un segundo año de gobierno menos complicado de lo que resultó el primero en materia de relación con el Legislativo.

Curioso que, según todo apunta, Argüelles podría haber conseguido lo que no pudieron otros operadores del Ejecutivo, con todo y la poca fe que se le tenía. Si bien aún faltan muchas horas y en minutos pueden cambiar de forma determinante las cosas (el que haya sólo 20 diputados facilita esa volatilidad), por lo pronto parece que Argüelles se puede anotar una pequeña victoria porque si bien podría lograr los seis diputados que se propuso como meta, conseguirlo podría resultarle mucho más caro de lo que estaría dispuesto a soportar cualquier fuerza política.

Aún hay tiempo para que el bloque adverso a Cuauhtémoc Blanco en el Congreso se reconfigure y busque mantener espacios de toma de decisión. De confirmarse la suma de legisladores al PES, el partido de Cuauhtémoc Blanco tendría derecho a presidir la Junta de Coordinación Política; pero aunque no fuera así, el enlace que, a través de Manlio Fabio Beltrones tiene Argüelles para llegar a Yeidckol Polevnsky, aún dirigente nacional de Morena, podría utilizarse en algunos días para tambalear también a la fracción que preside Keila Figueroa y que ha mostrado, hasta ahora, un considerable distanciamiento con el Ejecutivo.


Twitter: @martinellito

Correo electrónico: dmartinez@elsoldecuernavaca.com.mx

Inicia este fin de semana el segundo año de trabajos legislativos con un Congreso más fracturado que en el primer año, lo que ya es decir mucho.

La trama se ha engrosado con la entrada de un nuevo operador, Jorge Argüelles, quien desde que inició su gestión como presidente del PES advirtió que iría por tres legisladores más para convertir a su bancada en la primera minoría. Al momento parece muy cercano a su meta con la probable suma que se oficializaría el mismo domingo de José Casas y José Luis Galindo al grupo.

Faltaría un diputado que podría convencer en las próximas horas y los nombres que saltan a la mente de quienes están cerca del Legislativo son Rosalina Mazari y Marcos Zapotitla. La primera, priista de toda la vida, estuvo cerca de las negociaciones que no fructificaron para llevar, en 2018, a una alianza PRI-PES en la que se especulaba Cuauhtémoc Blanco sería candidato a gobernador y la líder ixtleca iría a la primera senaduría. La cercanía de Mazari con el gobierno estatal, supuesta o real, le ha significado pugnas constantes con el grupo opositor al gobierno de Blanco Bravo en el Legislativo. Mientras que los esfuerzos del Morenista Zapotitla por denunciar un presunto chantaje de su bancada al gobierno estatal lo colocan más cerca del PES que de sus correligionarios, por lo menos coyunturalmente.

Jorge Argüelles es un abogado cuya trayectoria política estuvo ligada al PRI de Manlio Fabio Beltrones, que de grupo poderoso en el tricolor pasó a una suerte de fantasma y provocó la fuga de algunos de sus cuadros a la alianza Juntos Haremos Historia. Parte de esa transmutación de cuadros fue el ahora diputado Argüelles que acabó en el Partido Encuentro Social y se convirtió pronto en personaje de confianza para el entonces candidato y hoy gobernador, Cuauhtémoc Blanco Bravo. Pocos veían la capacidad de operación política de Argüelles, empresario de la aviación y abogado más cercano al jet set tropicalón que al tejido de alianzas sucias en la política; probablemente ese factor, junto con la serie de cuentas pendientes entre congresistas, sea el que le ha permitido usar su poder de convicción, sea cual sea, para abrir la puerta a diputados inconformes con sus propias condiciones en el legislativo.

En las próximas horas será determinante la habilidad de otros operadores en el Congreso para buscar un nuevo equilibrio de fuerzas. Lo que hagan Tania Valentina Rodríguez, Javier García Chávez, Rabindranath Salazar, entre otros, resultará definitivo para ver cómo funcionará la cámara a partir del domingo y si Cuauhtémoc Blanco podrá tener un segundo año de gobierno menos complicado de lo que resultó el primero en materia de relación con el Legislativo.

Curioso que, según todo apunta, Argüelles podría haber conseguido lo que no pudieron otros operadores del Ejecutivo, con todo y la poca fe que se le tenía. Si bien aún faltan muchas horas y en minutos pueden cambiar de forma determinante las cosas (el que haya sólo 20 diputados facilita esa volatilidad), por lo pronto parece que Argüelles se puede anotar una pequeña victoria porque si bien podría lograr los seis diputados que se propuso como meta, conseguirlo podría resultarle mucho más caro de lo que estaría dispuesto a soportar cualquier fuerza política.

Aún hay tiempo para que el bloque adverso a Cuauhtémoc Blanco en el Congreso se reconfigure y busque mantener espacios de toma de decisión. De confirmarse la suma de legisladores al PES, el partido de Cuauhtémoc Blanco tendría derecho a presidir la Junta de Coordinación Política; pero aunque no fuera así, el enlace que, a través de Manlio Fabio Beltrones tiene Argüelles para llegar a Yeidckol Polevnsky, aún dirigente nacional de Morena, podría utilizarse en algunos días para tambalear también a la fracción que preside Keila Figueroa y que ha mostrado, hasta ahora, un considerable distanciamiento con el Ejecutivo.


Twitter: @martinellito

Correo electrónico: dmartinez@elsoldecuernavaca.com.mx

lunes 14 de octubre de 2019

Facciones y desacuerdos...

viernes 11 de octubre de 2019

Calidad de gobierno

jueves 10 de octubre de 2019

Universitarios y normalistas

miércoles 09 de octubre de 2019

Ojeda bajo sospecha…

martes 08 de octubre de 2019

Ambulantaje y pobreza…

lunes 07 de octubre de 2019

Corrupción y denuncias...

viernes 04 de octubre de 2019

La confianza y el INE…

jueves 03 de octubre de 2019

SAPAC y Amacuzac, reordenar el caos…

miércoles 02 de octubre de 2019

Ensuciando lo impoluto

martes 01 de octubre de 2019

Revivir la coalición

Cargar Más